La Torre Tavira. Plan de Señas a ejecutar por el Teniente de navío Don Antonio Tavira. Documento del Archivo General de Simancas.

"...en una ciudad que vive del comercio y que tiene la desagradable experiencia de periódicos asaltos enemigos, la necesidad de vigilar quién se mueve por su entorno marítimo era de gran importancia. A los comerciantes con Indias les resultaba muy beneficioso tener un lugar desde el cual poder otear el horizonte, observar discretamente todo lo que ocurría en torno al puerto de Cádiz, qué barcos salían o cuáles entraban, ya fuera los de su propiedad ya los ajenos. Por cumplir con la doble función de lugar de recreo, resguardado de posibles vientos, y de observatorio, con suficiente altura para dominar el horizonte en todas las direcciones, las torres con uno, dos o más cuerpos, ofrecían unas posibilidades óptimas, de ahí su proliferación, sobre todo a lo largo del siglo XVIII. Fueron tantas  las torres construidas durante esta centuria que llegaron a convertirse en un elemento definidor de la ciudad?"(J. Alonso de la Sierra)